Cositas buenas: Jesús Quintero

Es uno de los periodistas más parodiados de nuestro país, consecuencia inequívoca de que no deja a nadie indiferente. Algunos incluso se mofan de él, de su estilo intimista, todo un prodigio en el manejo de las palabras y los silencios. Su programa radiofónico “El loco de la colina” consiguió que en las noches de la transición se le escuchase tanto como a José María García. Decidió abandonar la radio cuando la SER le quiso obligar a incluir publicidad de aspirinas en su programa, a lo que se limitó a responder que “a él no le dolía la cabeza”.

Algo tendrá este comunicador para que muchos personajes sólo se dejen entrevistar por él, así como para que otros muchos le deben su salto a la popularidad. Por encima de todo y de todos es un hombre fiel a sí mismo, a sus ideales y a sus sueños, independientemente de críticas y modas. Eligió vivir en lo alto de una colina para así poder divisar mejor a los hombres, y desde ella, periódicamente, nos regala reflexiones que hoy más que nunca se hacen imprescindibles, como las de este vídeo. En poco más de dos minutos nos recuerda en qué consiste la belleza de vivir, ya que desgraciadamente muchos de nosotros lo hemos olvidado. Jesús Quintero, un grande.

[youtube M2udGVWeWxc]

5 comentarios

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *