El twitter y Jodorowsky (alejodorowsky)

Twitter es un sistema para compartir mensajes cortos en tiempo real con los amigos que forman parte de tu red. Te permite, entre otras cosas, responderles individualmente y difundir a todos ellos algún mensaje ajeno que hayas encontrado de especial interés (retwittear). Pero lo más sugerente es que también puedes seguir y compartir las reflexiones de todo tipo de internautas, tanto anónimos como populares, aunque jamás hayas contactado con ellos. Cientos de millones de personas en todo el planeta compartiendo sus reflexiones, sus alegrías, sus penas y hasta sus dudas sobre la ropa que ponerse para que su perfil no dé calor ahora que estamos en verano, hacen de twitter una herramienta para desahogar todo lo que llevamos dentro, como si fuéramos una tonadillera cantando al Manolete de turno.

Uno de los últimos personajes populares en descubrir este medio de comunicación ha sido Alejandro Jodorowsky. Mi admirado maestro tiene la gentileza de compartir con sus cerca de 30.000 seguidores en twitter (alejodorowsky), y subiendo, tanto sus enseñanzas como las de otros muchos amigos que escriben maravillosos haikus en prosa, como bien se podrían definir estos mensajes con limitación a 140 caracteres. Leer las pildoritas que publica Jodorowsky supone un impagable aliento para el alma. Parece mentira que unos cientos de píxeles puedan cobrar vida de una manera tan hermosa e iluminar la existencia hasta del ser más apagado. Así sucedió, por ejemplo, con motivo de la muerte de Saramago, al recordarnos Jodorowsky el poema de mi tocayo Pessoa que tanto le gustaba al finado: “Para ser grande, sé entero: nada tuyo exageres o excluyas. Sé todo en cada cosa. Pon cuanto eres en lo mínimo que hagas, por eso la luna brilla toda en cada lago, porque alta vive.”. Sólo por compartir un texto de tan inenarrable belleza ya habría merecido la pena formar parte de este invento, ¿no creéis?

Hasta tal punto me están influyendo los mensajes del twitter de Jodorowsky, que he decidido no volver a escribir en tono dramático sobre la maldita crisis. Cuando me refiera a ella será desde un punto de vista constructivo y, por qué no, reconfortante. De hecho no creo que vaya a durar mucho este perverso sistema económico, porque tanto la codicia como el miedo de quienes lo dirigen acabará por fagocitarlos. Es sólo cuestión de tiempo, amigos. Mientras tanto nosotros aquí seguiremos, aprendiendo y sobre todo compartiendo lo que la vida nos va enseñando a cada momento, intentando extraer siempre de ella la mejor de las lecciones posibles. Así lo hizo hace unos días la internauta Gema Barranco, a quien pudimos leer a través del twitter de Jodorowsky: “Desde que tengo perro mi barrio es más bonito. Ahora sé dónde están los árboles.”

7 comentarios

  • El problema de Twitter y la gente a la que admiramos es que la mayoría de ocasiones detrás, haciendo la mayoría del trabajo, está un CM (Community Manager, o algo así). Vamos el “negro” que les escribe. Entonces el mensaje queda un poco difuminado.

    Un abrazo

  • Qué bien me hubiera venido tener un dispositivo móvil de Internet para leer el twitter de Jodorowsky en la “hijaputada” en que hoy me he visto envuelto en el metro de Madrid. Y mañana se amenaza con más de lo mismo. Ahora mismo voy a darme un chute jodorowskyano para enfrentarme con mejor talante al miércoles negro que se avecina en materia de transporte público.

    • Fernando Solera

      Aunque sé que en el fondo no tiene ni puñetera gracia, lo has contado de tal forma que me has hecho reír, Domingo. Con la huelga del Metro, que puede ir para largo, se van a poner a prueba las paciencias de millones de personas. Que nos sea leve.

  • Josep Julián

    Bueno, Fernando, si Jodorowsky te aplaca el ánimo será cuestión de probar la medicina. Ahora mismo me hago seguidor suyo a ver si se me pasa un poco el cabreo por el Estatut.
    Un abrazo.

  • No conozco “Twitter” ni Jodorowsky. Aun no siento la necesidad de entrar en esa red social. De momento me quedo en esto de la blogosfera (que ya es demasiado para mí), que me satisface y me motiva bastante.
    De todos modos, gracias Fernando por esta información.
    Un abrazo.

  • Mayte

    Yo lo del twitter no tengo ni idea de cómo funciona. Espero que nadie me pida que participe en él o haga alguna aportación, porque van dados.

    En cuanto a la influencia que Jodorowsky ha ejercido en ti, te aliento a tu propósito siempre que no nos dejes desinformados a los que te seguimos. Leer tu blog nos hace abrir un poco los ojos por el lado en que los medios de comunicación se empeñan en cerrárnoslos.

  • Muy buen artículo. Me costaba “perder” más tiempo en Twitter, aparte del que nos lleva mantener los blogs, pero también accedí a él a través del Twitter de Jodorowsky (al que admiro mucho. Dice, por ejemplo, que el arte si no cura no es arte, sino delirio del ego), y es un ejercicio de prosa lírica que tiene incluso menos dependencia que los blogs.
    Cada vez escribo menos comentarios en blogs de otras personas, por falta de tiempo, pero en Twitter, tienes un momento de inspiración, lo escribes en 140 caracteres y te olvidas. Yo, sin darme cuenta, he llegado casi a 200 míos, en el poco tiempo que llevo. A medida que vaya ampliando, bien podría trabajar para un tercer producto, con el tiempo.

    Por cierto, te he conocido al seguirme en Twittter. Voy a hac3r lo propio contigo 😉

    P.D Quizá escriba algo sobre Twitter un día de éstos. Me has inspirado (te citaría en tal caso).

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *