El Vía Crucis de Federico

Mientras los costaleros se preparan para sacar su paso de Semana Santa, Federico Jiménez Losantos medita sobre su futuro en capilla, como los toreros pero sin estampitas, tras saberse renegado por los obispos. Según ha trascendido, pasará su particular Via Crucis en un pueblo donde el teléfono móvil carece de su utilidad principal. Allí verá desfilar a los caciques comarcales y a la pareja de la guardia civil, a las beatas con teja y a los monaguillos con incensario, a las solteronas que penan la ausencia de un granjero que las tome por esposas, y a los solterones monocéjilos o con el pensamiento de luto, que diría el gran Gila, sin olvidar al cojo del pueblo cerrando la procesión. La España que le duele y a la que habla cada mañana.

Federico ha querido ir demasiado lejos, atreviéndose a denunciar pecados indenunciables por el resto de medios, y eso en un país pseudodemocrático se acaba pagando muy caro. Su programa ha sido el único que cinco años después ha seguido preguntándose quiénes estuvieron detrás de la matanza del 11-M. Cientos de familias rotas para siempre, que en el resto del dial han encontrado el más estruendoso de los silencios, pues ya no quieren saber. Los muertos, los heridos y sus familias, desgraciadamente, ya no eran noticia. Pero además ha sido un azote continuo contra el PSOE y su infame presidente, el soplagaitas de Zapatero. Igualmente se ha despachado a gusto contra los sectores más ambiguos del PP, sobre todo con Gallardón, el alcalde que va a dejar las arcas madrileñas con un socavón del tamaño de la M-30. Su disidencia ha llegado a ser tan kamikaze, que incluso se ha atrevido a denunciar las veleidades del Borbón, algo inaudito en las distintas ganaderías mediáticas españolas.

Como suele ser habitual entre los bajitos, Federico tiene la mala leche concentrada, la cual ha vertido hirviendo sobre tanta gente y tan poderosa, que lo normal era que él también acabara quemándose. Su numantinismo turolense, su papel de rebelde con causa, de Peter Pan radiofónico de la derecha, le ha granjeado varios millones de incondicionales, pero también demasiados enemigos y algún que otro Pilatos de nombre Esperanza. Quizá por eso hoy se sienta crucificado, mártir entre ladrones: los que esquilmaron España con Aznar y quienes ahora hacen lo propio con Zapatero.

Van a hacer desaparecer la voz que con mayor crudeza y claridad ha denunciado el desastre nacional, pero que nadie descarte su resurrección. FJL está mucho más vivo que quienes en Moncloa celebran ahora su caída, tras la remodelación de un gobierno cuyo presidente va a condenar a las dos Españas, la suya y la otra, a un interminable Via Crucis económico y social.

Share on Facebook0Share on Google+0Tweet about this on TwitterPin on Pinterest0Email this to someone

10 comentarios

  • Yo soy oyente habitual de Onda Cero, de Carlos Herrera, pero las veces que he escuchado a Losantos perorar desde la COPE me lo he pasado pirata. La radio también es entretenimiento y con Federico te lo pasas un rato bien, con ese gracejo tan suyo que dispara contra tirios y troyanos. Sus detractores dicen que emana odio y que poco menos se come niños crudos para desayunar cada mañana, pero eso mismo detecto yo en personajes como Iñaki Gabilondo (“hay que aumentar la tensión, señor presidente”) y sin embargo a éste le tienen en palmitas, como corresponde a quien come, y además muy bien, en los abrevaderos del poder. No comulgo con muchas de las ideas “losantinas”, pero como comunicador -en el sentido estricto de la palabra- es un fuera de serie. Coloca mensajes nítidos y contundentes en cuestión de segundos, sentenciando y calando hondo, y prueba de que lo que hace lo hace bien -estemos o no de acuerdo con lo que dice- es que estamos hablando ahora mismo de él.

    Domingo acaba de escribir Amelie

  • La COPE hará ERE’s, si no, al tiempo. El caso es ahora saber adonde va Federico. Se rumorea Punto Radio, para sustituír a Luis del Colmo. También a la radio que tiene con Pedro Jota… Veremos.

    Miguel Pazos acaba de escribir Se cabreará, pero funcionará

  • He oído en contadas ocasiones al Sr. Jiménez y no me gusta su estilo. A mí me parece un salvapatrias aprovechado, que ha abrevado en diferentes comederos de las mas diversas y divergentes ideologías. Va de sobrado (como otros tantos primeros espadas de prensa, radio y TV) y se cree en posesión de la verdad absoluta, descalificando a todo aquél que no piense igual. Y este estilo de pensamiento no me convence. Quizás sea un buen comunicador. A mí mas bien me parece un buen manipulador de audiencias.
    Que tenga suerte donde caiga, aunque el mundo de los medios de comunicación está mas jodido de lo que esos medios dicen. En un alarde de manipulación colegiada, ningún medio de comunicación dice la verdad de su delicadísima situación económica. Y ya lo estaban antes de comenzar la crisis.
    Un abrazo.

    Armando Alonso acaba de escribir UN REGISTRO JUDICIAL

  • Querido Fernando,

    Ya veremos lo que ocurre con este personaje…

    Un abrazo

  • Mayte

    Lo mío con Losantos es un sentimiento de amor/odio. No me gustan las cosas que dice ni comparto sus sentimientos cerriles hacia la derechona más radical, pero no dejo de admirar su vasta cultura, su dominio del lenguaje ni su manejo de la comunicación hablada y escrita. No sé a dónde irá a parar, pero me da la impresión de que tenemos Jiménez Losantos para rato. Su tenacidad y empeño harán que no lo perdamos de vista.

  • Nunca me ha gustado su forma de hacer periodismo, pero le respeto. Un abrazo.

    fernando acaba de escribir EL MEME DE LOS 5 PERSONAJES HISTORICOS CON LOS QUE TE GUSTARIA CENAR

  • emilio

    Hola Fernando: por mi horario de trabajo, no he tenido posibilidad de seguir a FJL. Sólo tengo las referencias que publican después los periódicos. Por lo tanto no voy a opinar sobre su programa ni sobre su trayectoria. Sin embargo, sí hay un asunto que me llama la atención de su biografía.
    Según tengo entendido (corrígeme si me equivoco) FJL fue un joven de izquierdas, de muy izquierdas. Si yo fuera director de cine, me gustaría bucear en el día a día de esa evolución ideológica. Saludos: emilio

  • emilio

    PD. Prefiero a Gervasio al que he tenido oportunidad de asistir a una de sus charlas, con excelentes fotos.

  • Veremos lo que sucede,pero me temo lo peor.
    Si la COPE quiere suicidarse,pegarse un tiro en el pie y perder más de dos millones y medio de oyentes entre los que aglutinan Federico y Vidal,allá ellos.
    La concesión en Madrid de una licencia a Unidad Editorial(EL MUNDO), y la red de emisoras que tienen asociadas en toda España,pinta a que la “resistencia” al “marianismo” light y al zapaterismo tiene que hacer las maletas con la música a otra parte.

  • A mí es que Losantos no me inspira simpatía…neocon con pasado izquierdista, intervencionista o libertario según pinte la ocasión, enemigo de nuestras provincias y promotor del nacionalismo centralista…yo lo veo el estandarte de un extremo digno de esquivar.

    Saludos.

    Andrés Álvarez Fernández acaba de escribir ENCANTO PRUSIANO

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *