No vinimos al mundo sólo para trabajar y comprar

Esta cita de José Mujica, ex-presidente de Uruguay, habla bien a las claras de la necesidad de vivir más allá del mero materialismo, del comprar por comprar. Siempre es de agradecer que alguien, tan grande y a la vez tan humilde, nos ponga los pies en el suelo, sobre todo para una sociedad que ha vivido a lo loco hasta hace pocos años, gastando y consumiendo como si el mundo se fuese a acabar mañana. La vida es mucho más mental y espiritual que material, aunque por desgracia de eso no solemos ser conscientes hasta que ya es demasiado tarde.

Como siempre, amigos, gracias por estar ahí.

comprar

4 comentarios

  • Bernardo

    La vida sedentaria nos ha llevado a tener que soportar cientos de impactos publicitarios diarios a través de los medios de comunicación, en ellos nos indican que cualquier problema se puede resolver satisfactoriamente con sólo comprar el producto en cuestión.
    Poco a poco se intenta cambiar los valores del hombre hasta el punto de hacernos creer que “valemos según lo que tenemos”, esta creencia nos deja un profundo vacío interno y provoca miedo a que si perdemos lo material nuestra vida dejará de tener sentido.
    Muchas veces consumimos para encubrir nuestras carencias más profundas, nos obsesionamos con el exterior dejando a un lado nuestro interior, hay que atender más a lo que somos que a lo que tenemos.

    Un saludo.

    • Sin duda alguna, Bernando. Parece que al sistema no le gusta el ser humano, y prefiere el consumidor humano. Tanto consumes, tanto tienes, tanto vales. Pero así no vamos a ninguna parte. La crisis está sirviendo para que se caigan muchas caretas y la gente se baje del pedestal que no era suyo, sino del banco.

      Un saludo.

  • Domingo

    Con la caída en desgracia del antaño santificado Lula parece ser que Mújica es de los pocos referentes morales que sobreviven al otro lado del Charco. Son muchos los que predican pero insultantemente pocos los que dan trigo. La congruencia no está de moda, lo vemos cada día. Se ha dicho que la crisis económica es también o sobre todo una crisis de valores, y es cierto. Los de abajo puede que hayamos sacado alguna lección, pero a los de arriba los veo haciendo las mismas cosas que nos condujeron hasta aquí. Si refundar el capitalismo consistía en redoblar la codicia casi mejor habernos quedado como estábamos.

    • Es que Lula no tiene nada que ver con José. Me imagino que habrás visto la casa tan humilde en la que vive el ex-presidente uruguayo. Eso es predicar con el ejemplo. Pero aquí en España nos gusta mucho alardear, como nuevos ricos sin serlo, y claro, ahora ha venido el batacazo que a muchos los está dejando en la cuneta, por insensatos y codiciosos.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *