Jugar y ganar

Cuando eres niño y juegas en el patio de tu colegio, sueñas con ganar partidos tan decisivos como el de anoche. Sueñas con la gloria, con levantar una copa ajena al botellón, con poder contar un día a tus nietos alguna gesta menos trágica que la batalla del Ebro con que te torturaba el abuelo. Y es que una guerra […]

» Read more